Sembrando Conocimiento

Portafolio Diciembre 18 de 2013

Los retos de la humanidad para garantizar su alimentación futura son inmensos y van a exigir una respuesta desde la investigación agrícola que logre los incrementos de productividad que se requieren. Según la FAO la población mundial a 2050 será de unos 9.000 millones de personas que requerirán un incremento de la producción agropecuaria del 70%; por ejemplo, en cereales el aumento deberá ser de 1.000 millones y en carne de 200 millones de toneladas anuales respectivamente. Gran reto y gran oportunidad para países como Colombia que cuentan con la tierra y las condiciones para ayudar a suplir esta necesidad.

Contamos con herramientas genómicas, de nanotecnología, ingeniería y capacidades computacionales, que combinadas con conocimientos biológicos y ambientales entregarán las nuevas tecnologías que se necesitan. Sin embargo, para lograr esta revolución tecnológica en el agro, el reto es más institucional y organizacional que cualquier cosa. Según la OCDE se debe crear una institucionalidad más compleja para la innovación tecnológica que facilite la cooperación y genere sinergias entre una multiplicidad de actores diversos. En Colombia iniciamos la construcción de un nuevo Sistema de Innovación Agropecuaria -SNIA- en el que Corpoica ha asumido con el patrocinio del Ministerio de Agricultura un rol de motor y animador proponiendo fórmulas institucionales y de política. 

Como un sistema no existe si no cuenta con los medios para reconocerse, comunicarse y medirse, creamos la plataforma Siembra (www.siembra.gov.co) que facilita el relacionamiento de todos los actores desde la generación hasta la vinculación de nuevo conocimiento. Siembra recoge las demandas tecnológicas de 37 cadenas agropecuarias que cubren prácticamente la producción colombiana y que fueron concertadas con consejos de cadena nacionales e instancias regionales.  Estas demandas, se constituyeron en la base de la Agenda Nacional de Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i), y deberían ser el mapa que guía a las cerca de 2.000 organizaciones que generan, socializan, demandan y adoptan conocimiento en el sector, pero que lo hacen de una forma desarticulada.

La plataforma además contiene información sobre las capacidades del SNIA para atender dichas demandas, genera información de vigilancia tecnológica para conocer centros a nivel internacional que debemos tener como referencia y posibles aliados, contiene información sobre la investigación realizada en el país en la última década con el fin de no repetirla y cuenta con un observatorio para el sector que desarrolla y analiza indicadores que permiten monitorear, evaluar y tomar decisiones para orientar al Sistema. 

Siembra es también un puente de la tecnología con la asistencia técnica agropecuaria. Hoy cuenta con 1,592 recomendaciones tecnológicas, 126 manuales, 19 paquetes tecnológicos, cientos de TICs de audio y video, recursos bibliográficos, etc. También cuenta con una comunidad de asistentes técnicos agropecuarios llamada Linkata que reúne a más de 1,500 profesionales que conectan la ciencia con los productores y reciben apoyo para mejorar la calidad del servicio que prestan.

Siembra es un gran bien público, que va creciendo y fortaleciéndose, y a la fecha 10 universidades y centros de investigación han vinculado sus propios sistemas de información a la plataforma. Sin embargo, para que el SNIA sea efectivo y ayude en la generación de cambio técnico y progreso en el campo colombiano requiere un modelo de gobernanza visionario e incluyente y la construcción de capital social y de confianza para que los diferentes actores sumemos fuerzas y le ayudemos a Colombia a aprovechar su gran oportunidad. En esas estamos. 

 

Lea este artículo en Portafolio

Juan Lucas Restrepo

Director Ejecutivo de Corpoica

Micro sites